Estás aquí
Inicio > Nacional > Al menos 44 transportistas han sido asesinados en Honduras durante el 2021, según el Observatorio de la Violencia

Al menos 44 transportistas han sido asesinados en Honduras durante el 2021, según el Observatorio de la Violencia

TEGUCIGALPA, HONDURAS.

Según las estadísticas del Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (OV-UNAH), se contabilizan 44 transportistas asesinados en lo que va de este año a nivel nacional.

La coordinadora del OV-UNAH, Migdonia Ayestas, afirmó que la mayor proporción de muertes corresponde a los conductores de taxis; asimismo, conductores de autobús, ayudantes y despachadores.

«En el rubro de transporte público uno de los principales problemas es la extorsión, porque no solo es que exigen dinero a los transportistas para dejarlos operar, sino que mandan mensajes a través de sus empleados», señaló Ayestas.

Según la experta, la violencia y criminalidad son dos de los principales factores de asesinatos en contra transportistas, con cifras que se han convertido en alarmantes en el país.

Ayestas añadió que «la violencia y la criminalidad es un problema sobre todo cuando hablamos de grupos poblacionales que son víctimas de la violencia. Es por eso que los que son pilotos del transporte público son las principales víctimas de la violencia en el país».

Cifras en Honduras

Datos del OV-UNAH recogen que las ciudades más afectadas por la extorsión y asesinatos de conductores del transporte son San Pedro Sula y Choloma, en Cortés, al norte de Honduras; y Tegucigalpa, capital del país.

De 2010 al 2018, el Instituto Universitario en Democracia, Paz y Seguridad (Iudpas) de la UNAH contabilizó 1,647 transportistas muertos de manera violenta.

Según la ocupación de las víctimas, los conductores de taxi son los más vulnerables al acumular 827 homicidios, que representan el 50.2 por ciento del total registrado de 2010 a 2018.

Durante el 2020 el OV-UNAH reportó alrededor de 50 transportistas muertos en Honduras, muchos de ellos por no realizar el pago de la extorsión, a pesar de la pandemia del Covid-19.

Top