Estás aquí
Inicio > Nacional > Arrestan a exdiputado nacionalista Tony Hernández en EE.UU. por vínculos con el crimen

Arrestan a exdiputado nacionalista Tony Hernández en EE.UU. por vínculos con el crimen

TEGUCIGALPA, HONDURAS

El exdiputado del Partido Nacional de Honduras, Antonio Tony Hernández, fue arrestado este viernes en EE.UU. informó Radio Globo con base a versiones creíbles.

Una fuente vinculada a la embajada de EE.UU. reveló a la estación radial sobre el arresto de Hernández, ocurrido en el aeropuerto internacional de Miami, y fue trasladado de inmediato a Nueva York, donde permanecerá detenido mientras se define cuál es su futuro judicial.

Un juez federal de Manhattan, Nueva York, ordenó el arresto del excongresista, quien se aprestaba a regresar al país; se lo arrestó en el momento que realizaba trámites migratorios, aseguró el director de la emisora, David Romero.

A Hernández se le acusa de asociación ilícita y conspiración para introducir drogas a ese país. En la causa instruida contra el líder nacionalista, también se señala a un exsecretario de Defensa de la administración de Porfirio Lobo de tener enlaces con argupaciones narcotraficantes.

Cabe recordar que el exparlamentario viajó a inicios de 2017 a Miami para investigar si era sujeto de persecución por autoridades norteamericanas, regresó a Tegucigalpa y aseguró que no tenía procesos penales.

Luego de dejar el cargo de legislador por Lempira, salió de la escena política y se mantuvo con bajo perfil para evitar cualquier señalamiento de tener nexos con el narcotráfico y criminalidad organizada.

Por su parte, el gobierno emitió un comunicado para confirmar la captura del hermano del gobernante. En la explicación brindada por Casa Presidencial, se desmarca de cualquier atisbo de respaldo a Tony y deja claro que «nadie está sobre la ley».

Este periódico reveló en octubre de 2016 un cruce de palabras entre el capitan en retiro Santos Rodríguez Orellana y un funcionario de la DEA, identificado por el apellido de Matthews, quien lo presionó para que entregara a Hernández porque habría conspirado junto al capo extraditado Wilter Blanco por haber presuntamente conspirado contra el exembajador James Nealon.

“Vos sabés que nosotros sabemos que trabajás con Tony Hernández. Contanos, entreganos a Tony“, señala una parte de la conversación y el oficial responde que lo conoce porque es un hombre público y “todos sabemos que es hermano del presidente de la república”.

“Vos trabajás con Tony Hernández; vos trabajás con Wilter Blanco…les están pagando para que atenten contra el embajador de EE.UU. ¿Qué conocimiento tenés de Soto que manda la droga de Venezuela para Honduras y la recibís aquí?”, lo increpa el agente de la DEA durante el conversatorio-interrogatorio que ocurrió durante el megaferiado de octubre de ese año.

-Si me seguís jodiendo, ¡me voy a la mierda! Estás hablando cosas que no son ciertas.

-Danos el número de Tony. 

-No lo tengo.

-Danos el número de Tony Hernández.

-¡No lo tengo!

-Danos el número de Tony Hernández.

-¡No lo tengo!

-¿El número de W (Wilter Blanco)?

-No lo tengo.

-¡Soy tu única tabla de salvación! Mirá: entreganos a Tony Hernández…si no lo hacés, te damos plazo hasta este viernes (14 de octubre de 2016) para que nos entregués esta gente, si no, no te vamos a llevar por narcotráfico, sino que por terrorismo.

Rodríguez Orellana dijo en aquella fecha que cuando llegó a la embajada de EE.UU. la plática amistosa -a la que fue invitado por Matthews- para pedir ayuda se convirtió en un tedioso interrogatorio.

“No era para darme información, sino para cuestionar que iba a realizar un plan con explosivos para matar al embajador de EE.UU. y que ese plan lo paga Tony Hernández, Wilter Blanco, Fredy Mármol y un tal Soto y que soy narcotraficante y que la droga viene de allá. Si no entregaba a Tony, me iba para EE.UU., que iba a tener problemas y que si no (colaboraba) al día siguiente iban a publicar mi nombre en los medios”, confesó.

La reunión que sostuvo, añadió el oficial, fue para que confesara que estaba conspirando con sus presuntos socios para matar a Nealon, “y que el hermano del presidente tiene un plan (con Hernández, Blanco y Soto) y que me llaman y que soy el socio; que me estaban pagando para que ejecutara un plan para asesinar al embajador”.

El sindicado aseguró que trataba de solventar un incidente que tuvo en las FFAA por supuestos vínculos con el narcotráfico admitió que tenía información “y no la puedo decir porque son cosas que se han hecho y de las fuentes que teníamos para realizar operaciones porque tengo mi familia y en estos momentos no tengo apoyo de nadie”.

Negó declarar sobre la supuesta participación de altos oficiales militares en el narcotráfico, pues “me estoy expresando como ciudadano, pero las FFAA deberán esclarecer ese problema. Por la seguridad de la información que manejo, no la puedo dar sinceramente, no por mí, sino por mi familia porque en este momento nadie está conmigo”.

COMUNICADO

El Gobierno de la República a la comunidad nacional e internacional informa:

1. El día de hoy fue detenido en la ciudad de Miami, Estados Unidos, el ciudadano hondureño Juan Antonio Hernández, hermano del actual Presidente de la República de Honduras.

2. El pasado 24 de octubre de 2016, en un mensaje a la nación, el Presidente Juan Orlando Hernández Alvarado, ante crecientes rumores sobre una presunta relación directa o indirecta, voluntaria o circunstancial de su hermano con personas o con supuestas actividades al margen de la ley, dejó claramente establecida su posición de que nadie está por encima de la ley y toda persona debe tener derecho a la legítima defensa y presunción de inocencia.

3. El presidente de la República reitera lo que dijo el 24 de octubre de 2016: «Durante este gobierno nadie que haya sido señalado por la justicia no tiene, ha tenido ni va a tener ningún tipo de concesiones o privilegios, ya se trate de correligionarios, de mis propios familiares, funcionarios de gobierno o ciudadanos de otros países, nuestra postura ha sido clara, es clara y seguirá siendo clara de luchar contra la corrupción y delincuencia sin distinciones».

4. En el caso del ciudadano Juan Antonio Hernández así como el de cualquier otro hondureño, el Presidente y su gobierno mantienen la
posición que cada quien es responsable de sus actos y en ningún caso esta responsabilidad es trasferible a otras personas.

5. El Gobierno de la República de Honduras reitera su compromiso de brindar todas las facilidades para que las investigaciones por parte de entes de seguridad y justicia se ejecuten con absoluta apertura y en irrestricto apego a la ley como se ha hecho en todos los casos. Asimismo, que en este como en otros casos, se le respeten los derechos que le asisten a todo detenido, se observe el principio universal de presunción de inocencia y se le garantice el debido proceso.

Tegucigalpa M.D.C. a los 23 días del mes de noviembre de 2018

Más información en breve…

Deja una respuesta

Top