lunes, noviembre 30, 2020
Inicio Exclusivas Autoridad aduanera mundial alerta sobre exportación de cocaína desde Puerto Cortés

Autoridad aduanera mundial alerta sobre exportación de cocaína desde Puerto Cortés

TEGUCIGALPA, HONDURAS 

(Por Brayan Flores) La Organización Mundial de Aduanas (WCO, en inglés) se muestra preocupada por el incremento de decomisos de contenedores con droga cuya procedencia es de Puerto Cortés, a pesar que la terminal fue catalogada por segura hace varios años por las autoridades antinarcóticos de EE.UU.

Radio Globo y ConfidencialHN tuvieron acceso al memorando 20FL0268E del 24 de junio de 2020, que fue dirigido al titular de la Administración Aduanera de Honduras, Juan José Vides Mejía, a quien entrelíneas expresan su preocupación sobre los aseguramientos efectuados por autoridades europeas de varias toneladas de cocaína y que a la fecha no hay respuesta.

El director de la WCO, Kunio Mikuriya, le indicó a Vides que «fui informado por el coordinador del programa de control de contenedores sobre los sucesos en el punto de control de Puerto Cortés en la detección de actividades comerciales ilícitas y que han tenido un constante incremento».

El alto funcionario, a fin de evitar entrar en controversias con la parte hondureña, indica en lenguaje diplomático en su escrito que «obviamente, 2020 marca un año un año particularmente exitoso para su PCU; la incautación de grandes cantidades de precursores químicos, sustancias que agotan el ozono y cocaína son indicadores importantes de la profesionalidad de su personal».

«Deseo felicitar a los funcionarios de Aduanas de Honduras por el desempeño alentador en la prohibición del comercio ilícito transfronterizo en todas las formas de comercio al tiempo que se mantiene el nivel necesario de facilitación del comercio. Éstos retratan exitosamente los objetivos del Programa de Control de Contenedores de una manera ejemplar. Espero sinceramente la continua cooperación fructífera con su Administración», indica la carta.

A pesar que Mikuriya busca quedar bien con Vides -y el régimen nacionalista-, le preocupa que se las incautaciones de cargamentos de estupefacientes; las autoridades hondureñas han optado por mantener oculto cualquier confiscación de narcóticos que se dé en el puerto a fin de vender la idea que se ha controlado el flagelo.

Horas después de esta publicación, la dirección de Aduanas alegó que el memorando que recibió Vides está orientado al reconocimiento de los esfuerzos hechos para frenar el trasiego de drogas; sin embargo, no supieron explicar con pruebas fehacientes del porqué durante los últimos años hubo fuertes decomisos de drogas en el extranjero que apuntan que la ilegal mercancía habría salido desde Puerto Cortés.

En contraste con la postura de la Administración Aduanera de Honduras, cabe recordar que durante 2019 y 2020 se han registrado varios hallazgos de narcóticos en puertos europeos y que el valor de los alijos de droga superan los 200 millones de dólares. En enero del año anterior, las autoridades italianas hallaron alrededor de 644 kilogramos de cocaína escondida en bolsas de café provenientes de Puerto Cortés y que fue considerado uno de los mayores golpes ocurridas durante la década.

Tanto la Policía de Finanzas y la autoridad portuaria italiana explicaron en aquella ocasión que el valor de la droga confiscada tiene un valor en la calle de unos 130 millones de dólares. La AP  informó que el estupefaciente, que estaba empaquetado en unos 582 bloques, iba escondido dentro de sacos de café a bordo de un buque de carga -de bandera portuguesa- que salió desde Puerto Cortés, fue transferido a otro carguero en Costa Rica y estuvo en tránsito por España antes de llegar a la terminal marítima de Livorno.

Con relación al alijo hallado en el puerto francés de Le Havre, la policía indicó que lograron detectar 1,4 toneladas de cocaína que estaban distribuidas en 40 bolsas que estaban ocultas dentro de un contenedor que provenía del principal puerto ubicado en el Caribe de Honduras.

“Esta incautación de cocaína es la tercera más grande por aduanas en Francia continental en los últimos siete años. Es una pérdida de mas de 100 millones de euros para la red criminal que organizó su transporte,» dijo el ministerio de Acción y Cuentas Públicas.

En tanto, un empleado de la Empresa Nacional Portuaria (ENP) fue arrestado en mayo anterior en aguas de Costa Rica cuando transportaba alrededor de una tonelada de cocaína, según la información proporcionada por el Ministerio de Seguridad Pública de aquel país; el sujeto fue identificado como Dennis Varela, quien al momento de su arresto dijo ser empleado de la entidad estatal.

Junto a Varela, fueron aprehendidos dos colombianos quienes apenas fueron identificados por los apellidos de Mena y Mazo. También fue sometido el costarricense un hombre de apellido Rodríguez, mientras que fue abatido un suramericano de nombre Milton Rodríguez Berríos.

 

Por estos fuertes señalamientos, funcionarios aduaneros dijeron desconocer de dónde provenía la cocaína que fueron descubiertas en los dos puertos europeos.

Cabe recordar que varios capos de la droga dijeron ante un tribunal federal de Nueva York que Puerto Cortés se convirtió en el sitio predilecto para enviar fuertes cargamentos de estupefacientes rumbo a EE.UU. y otros países; la fiscalía cuenta con información proporcionada por la DEA sobre reuniones sostenidas por varios capos extraditados y cabecillas del Cártel de Sinaloa para la constitución de una empresa de fachada que serviría para exportar drogas.

Según la justicia de EE.UU., uno de los capos que instaló una empresa para producir anfetaminas y exportarlas al país del norte y que contó con el patrocinio del Chapo Guzmán fue Héctor Emilio Fernández Rosa, Don H, quien pagó sobornos a exfuncionarios de la Empresa Nacional Portuaria a fin de trabajar sin ser sorprendidos por las autoridades.

La mayoría de las sustancias controladas para la producción de estupefacientes y su posterior exportación, ingresaron y salieron por Puerto Cortés; las autoridades registraron en áreas y comunidades cercanas a la terminal marítima lugares donde se almacenaban los precursores, eran movilizados a narcolaboratorios y posteriormente los enviaban hacia EE.UU., claro, contando con el aval de las autoridades.

Según InSight Crime, «la ubicación de Omoa es muy estratégica, dado que se encuentra muy cerca de Puerto Cortés, uno de los puertos comerciales más grandes de Honduras. También se encuentra cerca de Puerto Barrios, otro gran puerto situado justo en la costa oeste, en el vecino Guatemala. Ambas ciudades forman parte de una importante ruta de la cocaína en el corredor centroamericano».

«Alrededor de 2013, (el oficial Geovanny) Fuentes Ramírez presuntamente le pagó 25 mil dólares a un ‘funcionario hondureño de alto rango’ identificado como ‘CC-4’ —presuntamente el presidente Hernández, aunque no es nombrado directamente en la acusación— con el fin de asegurar la protección del laboratorio de cocaína en Omoa, como se lee en la demanda criminal. CC-4 estaba supuestamente interesado en el laboratorio de drogas debido a su ‘proximidad a un importante puerto marítimo comercial’, como apuntan los funcionarios estadounidenses», precisa la revista especializada en delincuencia organizada.

En cuanto al papel de Don H Datos recabados por Radio Globo ConfidencialHN indican que  sobornó a miembros de las fuerzas de seguridad y defensa «para que accedieran a información sobre investigaciones en curso, puntos de control militares y policiales e interdicciones (incautaciones) planificadas de narcóticos».

Respecto de la carrera criminal del fallecido diputado liberal Mario Fernando Hernández Bonilla, considerado como conspirador, se reveló que «participó en actividades (relacionadas con el) tráfico de drogas durante varios años, incluyendo el almacenamiento de cocaína en San Pedro Sula…y a su vez, ayudó al acusado (Don H) a pagar sobornos a funcionarios de aduanas de Puerto Cortés para ‘limpiar’ los contenedores (que iban) llenos de precursores ilícitos».

Fernández Rosa habría ordenado la muerte su socio en noviembre de 2008, «sin embargo, el asesinato no frenó la firmeza del acusado en la movilización de drogas hacia Puerto Cortés».

El capo extraditado Víctor Hugo el Rojo Díaz Morales «ayudó a organizar el asesinato de Hernández Bonilla», según se consigna en la causa, por lo que se convirtió en un verdugo para aquellos que solían robarse los cargamentos de estupefacientes que pertenecían a Don H.

El exjefe narco comenzó a sospechar que el ahora occiso estaba importando efedrina sin haber sido invitado o, al menos, obtener ganancias por la movilización de precursores químicos para la producción de anfetaminas y «en base a esa preocupación, el acusado instruyó a Díaz Morales para que investigara si sus sospechas sobre Hernández Bonilla eran correctas; le dijo que si estaba haciendo ‘algo malo’, tendría que hacer algo al respecto, por lo que Hernández Bonilla tuvo que ser asesinado».

- Advertisment -

Notas Populares

Derrumbe en la CA-4 incomunica a SPS con el occidente de Honduras (Vídeo)

SAN PEDRO SULA, HONDURAS. Un derrumbe de tierra ocasionó el cierre del paso vehicular en la carretera CA-4, que va desde San Pedro Sula, Cortés,...

Por mantenimiento, sin energía varios sectores de la capital este miércoles

TEGUCIGALPA, HONDURAS.   La Empresa de Energía Honduras (EEH), informó que desde el próximo miércoles 2 de diciembre harán mantenimiento general al circuito en la zona...

Comentarios Recientes