Monday, Sep 16, 2019
HomePortada (Page 911)

TEGUCIGALPA, HONDURAS

El designado presidencial, Ricardo Álvarez, aclaró que para lanzar una candidatura dentro del Partido Nacional “no se necesita pedirle permiso a nadie”, reconoció que el conflicto entre el expresidente Porfirio Lobo  con el mandatario Juan Hernández “tendrá un impacto” y aceptó que el narcotráfico en Honduras “ha estado en todos lados”.

Sobre los vastos escándalos de corrupción que merodea al partido de la estrella solitaria, el exalcalde capitalino expresó que solo el pueblo decidirá, “los antecedentes cuentan y afectan, pero soy del criterio que cada quien debe responder por sus actos”, declaró.

Para Álvarez las acciones perpetradas por docenas de sus correligionarios no poden afectar a una institución de 100 años de existencia que representa—según él— al campesino, empresarios, cafetaleros, profesores y estudiantes.

Aceptó que el narcotráfico “ha estado en todos lados” en Honduras, desde la empresa privada, entes de justicia, partidos políticos y medios de comunicaciones así como en varios países en todo el mundo que se sitúan en puntos estratégicos que permitan mover del sur al norte la droga.

TEGUCIGALPA, HONDURAS

Un tribunal de sentencias determinó enjuiciar a los socios de la empresa Astropharma por presunta falsificación de documentos y delitos contra la salud.

La resolución del organismo señala que todos los martes de junio próximo se realizará el juicio contra Marco Tulio Gutiérrez; la ex vicepresidenta del Parlamento, Lena Gutiérrez; Julio César Gutiérrez Arévalo y Gilberto Lezama Toro, Ginette Karime Gutiérrez Arévalo y Gladis Irías Rivera.

En la actualidad, los encausados gozan de medidas sustitutivas; la familia Gutiérrez pagó más de 20 millones de lempiras para poder defenderse en libertad.

Al respecto, la apoderada legal Doris Imelda Madrid aseveró que los puntos que se discutirán en el juicio son los registros sanitarios y la fabricación de compuestos como el ácido acetilsalicílico.

Cabe recordar que el proceso inició en 2015 cuando se denunció que las pastillas vendidas a la Secretaría de Salud tendrían problemas de disolución; en tanto, los socios de Astropharma alegaron que ellos compraron los lotes a Laboratorios Laín, cuyo propietario Miguel Flores Cisneros fue hallado culpable.