Estás aquí
Inicio > Nacional > Ceibeños dicen ¡NO! a Zonas Especiales de “Desarrollo” (ZEDE)

Ceibeños dicen ¡NO! a Zonas Especiales de “Desarrollo” (ZEDE)

Por: Juan Alfaro Posadas

El pueblo del municipio de  La Ceiba, Atlántida, por abrumadora mayoría de votos dijo ¡NO! a las Zonas Especiales de “Empleo” y “Desarrollo” Económico (ZEDE), a través de un cabildo abierto celebrado el pasado lunes.

Los ciudadanos de La Ceiba demostraron dignidad, madurez cívica y patriotismo, al rechazar la instalación de un proyecto perverso y diabólico de tal naturaleza, que busca crear ciudades estado o enclaves dentro del Estado hondureño, pasando por encima de la Constitución de la República.

La decisión se tomó luego de un segundo intento, ya que el primero fracasó, tras ser boicoteado por “turbas cachurecas”, financiadas por el gobierno central de Juan Orlando Hernández Alvarado (JOHA).

Como se sabe, la iniciativa inconstitucional de las ZEDE, que busca cercenar o fragmentar el territorio nacional, para crear los refugios de mafias nacionales y extranjeras, es auspiciada por el señor Hernández Alvarado, Ebal Díaz y otros de sus achichincles, que al dejar el poder sin lugar a dudas, serán perseguidos por el brazo de la justicia.

Los grandes corruptos vinculados también con el narcotráfico, utilizarían esas ZEDE para lavar el dinero robado de las arcas del Estado y los dólares provenientes del negocio internacional de las drogas.

Esos enclaves autónomos tendrían su propia legislación, sistema de seguridad, moneda, idioma oficial, ley tributaria y la potestad para decidir quién entra y sale, quiénes podrán laborar, y el salario que devengarán.

Obviamente, que JOHA, Ebal Díaz, la cúpula de las Fuerzas Armadas, decenas de diputados al Congreso Nacional, magistrados de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), secretarios de Estado y otros altos funcionarios del régimen nacionalista que auspician esas ZEDE, cometen el delito de traición a la patria, por violentar artículos pétreos de la Constitución de la República.

Deben recordar que la comisión de ese delito es imprescriptible, y podrá deducirse de oficio, a petición de cualquier ciudadano, en cualquier tiempo.

Ellos saben que nadie debe hacer negocios con nuestras tierras, violando la soberanía nacional, porque el país le corresponde a  todo el pueblo hondureño, y no a los mafiosos del partido de la estrella solitaria u otros grupos políticos y económicos.

Aplaudimos la valiente decisión soberana de los habitantes de La Ceiba, que han tomado conciencia de su papel histórico, ante las aves de rapiña, que asaltaron el poder de la nación hace doce años, y que se empecinan a echar raíces en él, para que no los toque el imperio de la ley y la justicia.

Ojalá que este digno ejemplo de los ceibeños lo tomen al pie de la letra los compatriotas de otros puntos cardinales de la patria, donde los piratas y bucaneros del siglo XXI y nuevo milenio, pretenden montar sus guaridas al margen de la norma de normas y de todo el ordenamiento jurídico del Estado hondureño.

Asimismo, aprovechamos la oportunidad para conminar a todos los ciudadanos que en las elecciones del domingo 28 de noviembre próximo le neguemos el voto a los cachurecos corruptos y ligados al narcotráfico, que pretenden dejarnos sin territorio.

¡Es ahora o nunca. Esas aves de rapiña no deben continuar ni un minuto más rectorando los destinos de Honduras, porque han perdido la legitimidad para gobernarnos. La misma organización criminal, llamada partido Nacional, debe desaparecer cuanto antes..!

Top