Estás aquí
Inicio > El confidente > El Confidente

El Confidente

MIDENCE. Con la caída de Midence en la lista de extraditables, se va reduciendo el número de diputados y políticos vinculados a las actividades criminales que aún quedan en el país.

DOS. De la nómina proporcionada por los Cachiros allá en NY, ya son tres los trasladados sin visa, pues quedan todavía dos pendientes, a la espera de que la fiscalia de Manhattan decida si cumplen o no los requisitos para solicitarlos en extradición.

PATIO. La interrogante que queda flotando en el aire es si a éstos los van a investigar en el patio sus alianzas con socios hondureños que, supuestamente, les han lavado dinero de las grandes fortunas amasadas por la narcoactividad.

RUBIOS. Lo que sí es cierto es que los rubios del norte andan husmeando hasta en Gran Caimán para averiguar cómo de la noche a la mañana gran parte del capital hondureño fue a parar a esa isla caribeña.

CUATRO. A propósito de NY, las Naciones Unidas ya alistó con maletas, viáticos y otros implementos a los cuatro mediadores que vendrán a enseñarnos cómo hacer reformas electorales o si es bueno o malo ese asunto de la reelección o la Constituyente. Ayer mismo les presentaron a los delegados políticos que participan en el diálogo la hoja de vida de cada uno de los que ya dieron el sí para venir a mediar a Honduras.

LEMPIRA. La sorpresa fue que al revisar las hojas de vida de de los enviados, se dieron cuenta que en el país hay descendientes de Lempira que superan en meritocracia a algunos de los que vienen, pero como entre nosotros no nos confiamos, entonces las recetas electorales y otras cosas, tendrán la marca made in extranjero.

ALIAS. Nos contaron que el regreso a la vida pública y política de un personaje, cuyo alias es el nombre de una arma de uso prohibido, se debe a que se le necesita como mediador frente a los grenchos por aquello de la desarticulación de la institucionalidad en el país.

CABEZA. Comentan que su primer trabajo es sentarse con la MACCIH para ver cómo paran la Santa Inquisición que está dejando sin institucionalidad política al pais porque, así como van la cosas, no quedará líder con cabeza.

LIBRE. El temor, dicen, es que si tanto liberales como nacionalistas quedan desarticulados como partidos politicos, el espacio quedará libre para los «enemigos» de la democracia y para colmo de males el Salvador de Honduras aún no ha madurado lo suficiente para trasladarle la guayaba.

Deja una respuesta

Top