Estás aquí
Inicio > Nacional > En 2022 aumentará sustancialmente presupuesto de Seguridad

En 2022 aumentará sustancialmente presupuesto de Seguridad

Por: Juan Alfaro Posadas

El Presupuesto General de Ingresos y Egresos de la República para el Ejercicio Fiscal 2022 aumentará en 20 mil millones de lempiras, en comparación a 2021, según confirmó el secretario de Finanzas, Luis Mata.

Mata dijo que el Presupuesto para el próximo año superará los 308 mil millones de lempiras, dando prioridad a salud, infraestructura, educación, seguridad y programas de desarrollo social.

Se estima que el presupuesto para el sector educación pueda aumentar a 100 mil millones de lempiras, pero la mayor parte del mismo se consumirá en pago de personal administrativo y maestros, descuidando la infraestructura de miles de escuelas e institutos de enseñanza media.

El ex presidente del Colegio de Profesores de Educación Media de Honduras (Copemh), Eulogio Chávez, dijo que lamentablemente el presupuesto destinado a educación sigue teniendo “destinos desconocidos”, porque esos recursos no se reflejan en las aulas de clases.

Los edificios del sistema educativo del Estado, en su inmensa mayoría se están cayendo, no cuentan con sistema de alcantarillado sanitario, agua potable, mobiliario, pizarrones en buenas condiciones, material didáctico y equipo de aseo.

La pobreza de los estudiantes está muy arraigada, y por esa razón la mayoría de ellos llegan a las aulas sin ingerir alimentos, y muchos no tienen cuadernos ni lápices, por lo que casi siempre los mentores se ven obligados a suplirlos de lo necesario.
Generalmente, las sociedades de padres de familia se ven obligadas a construir los cercos perimetrales de los centros educativos, pagar vigilancia, servicio de energía eléctrica, comprar escobas y desinfectantes.

El gobierno de la República desaprovechó el año anterior y el presente de la pandemia del coronavirus, para reparar y mantener al cien por ciento los inmuebles escolares, precisamente porque no están interesados en que se eduque la niñez, que debe ser el presente, para que tengamos futuro.

No se planificó para la compra de vacunas, en tiempo y forma, pero sí para drenar los recursos del Estado, aprobando préstamos multimillonarios en dólares desde el Congreso Nacional, para invertir una parte de los mismos en la presente campaña política electoral, y la diferencia para engrosar sus cuentas bancarias.

Estamos convencidos que a la mafia que asaltó el poder de la nación no le interesa que el pueblo se eduque, porque de esa manera lo pueden seguir manipulando para sus planes malévolos de perpetuarse en el gobierno.

Tener aulas dignas, pupitres, buenos techos, pisos de cerámica e internet en los centros del saber, sigue siendo un sueño, mientras en Costa Rica cada cinco kilómetros hay una escuela, dotada de todas las condiciones que exige la pedagogía moderna. Es por eso, que ese hermano país de Centroamérica nos lleva más de 200 años luz.

Mientras el presupuesto de salud y educación, para 2022, se incrementa en un pequeño porcentaje, la mayor “tajada” se la lleva el sector seguridad, pese a que se cuenta con un enorme “tasón”, del cual no se le rinde cuentas a nadie, en contraste con lo que manda la Constitución y las leyes.

El tal “tasón” de seguridad se invierte en la compra de camionetas blindadas, pick up, motos, cuatrimotos, patrullas y equipos de radio comunicación que únicamente sirven para proteger a los altos funcionarios del gobierno, diputados, dirigentes empresariales y las cúpulas militar y policial.
Entre tanto, el pueblo que sostiene con sus impuestos al denominado “tasón” sigue desprotegido, y constantemente es víctima de la delincuencia común, del crimen organizado y los escuadrones de la muerte, que auspicia el mismo Estado, según las denuncias.

Si contáramos con una administración pública seria, transparente, honesta, capaz y patriota, más del 80 por ciento de la población estuviese vacunada contra la Covid-19, y los edificios escolares debidamente reparados y acondicionados, pero en la práctica, es todo lo contrario.

Recientemente se reanudaron clases a media jornada en decenas de municipios del país, pero eso es una irresponsabilidad del régimen cachureco, porque se expone al contagio del virus, tanto a los niños, como a los docentes y padres de familia.

Así las cosas, es difícil tener un retorno seguro a clases en el año siguiente, aunque es de imperiosa necesidad, porque la educación nacional está quedando atrás en relación con otros países del área y de Latinoamérica.

Mientras el gobierno de Hernández Alvarado – buscando cumplir exigencias de la comunidad internacional expone al contagio a alumnos, maestros y padres de familia -, y evita que los congresistas tengan sesiones presenciales, y ello les sirve de pretexto para aprobar vía Zoom, muchos decretos lesivos al país y al pueblo.

Mientras se emiten esas medidas a favor de los “padres de la Patria”, ellos andan en campaña abierta, exponiéndose al contagio del virus, con vistas a captar votos de los incautos, a cambio de una bolsa solidaria, comprada con nuestros impuestos.

¡Esa es la realidad de mi patria, pero podemos revertirla en las próximas elecciones de noviembre, negándoles el voto a los corruptos nacionalistas, que han perdido el derecho a seguir gobernándonos. Que así sea..!

Top