Estás aquí
Inicio > Nacional > En el nombre de los pobres y discapacitados, oenegés se agenciaron en 2019 de unos 500 millones de lempiras

En el nombre de los pobres y discapacitados, oenegés se agenciaron en 2019 de unos 500 millones de lempiras

TEGUCIGALPA, HONDURAS

Fuertes sumas de dinero eroga el Estado hondureño para financiar unas 100 oenegés orientadas a servir a las personas orientadas con discapacidad, según los documentos que tienen en su poder Radio Globo y ConfidencialHN.

La mayoría de estos fondos que son erogados con regularidad por la Secretaría de Finanzas no suelen ser auditados para corroborar si los mismos están siendo utilizados de manera correcta.

En un oficio dirigido el pasado 24 de febrero por el vicepresidente del Legislativo Denis Castro Bobadilla mandó a pedir al presidente del Tribunal Superior de Cuentas (TSC) José Juan Pineda que investigara si las oenegés poseen personería jurídica, ubicación geográfica, estructura administrativa y el listado de beneficiarios, a fin de verificar si hubo un correcto uso del dinero público.

En su momento, Castro explicó que a nombre de los pobres se pida dinero en el exterior y que se eroguen fuertes cantidades de dinero para beneficiar a las personas con capacidades especiales, por lo que resulta necesario emprender auditorías para hallar posibles actos de corrupción.

Con relación a las transferencias, si bien son aprobadas por Finanzas, pero las mismas son canalizadas mediante algunas secretarías en la que varias oenegés, la mayoría no son reconocidas por la sociedad, pero reciben sumas que van desde los 300 mil hasta tres millones de lempiras.

Asimismo, otra parte del presupuesto también proviene de las secretarías de Gobernación, Salud y Educación, según pudo constar este periódico, se registran erogaciones de hasta 10 millones de lempiras, según los documentos que emitió Finanzas; en 2019, algunas entidades como la Fundación de Asistencia a los Discapacitados Nelly Santos llegó a recibir seis mllones de lempiras.

En tanto, la fundación Teletón recibió del público siete millones 200 mil lempiras y la escuela para ciegos Pilar Salinas obtuvo por asistencia financiera estatal 10 millones 747 mil 369 lempiras. También aparecen algunas fundaciones que llegaron a recibir apenas 75 mil lempiras como el Centro de Atención y Rehabilitación Integral de Tela, entre otras.

Respecto a las fuertes sumas de dinero, Castro Bobadilla aseguró que el Estado entrega hasta 500 millones de lempiras a estas entidades, donde la mayoría están orientados al pago de elevados sueldos y salarios a sus ejecutivos, por lo que insistió que el TSC debería auditar el destino de los fondos. «A nombre de los discapacitados se saca dinero pero los que viven de eso no son ellos, sino personas bastante capacitadas. Tienen un gerente, conductor, administrador, secretario y en eso se va la plata», expresó.

«Presenté una iniciativa para que se creara una entidad que atienda estos asuntos y tenga un solo presupuesto. Nadie audita a las oenegés, nadie sabe en qué gastan el dinero y buena parte se van en los cargos administrativos», dijo el congresista en una entrevista con ambos medios.

Aclaró que hay muchas organizaciones que sí realizan su función para la que fueron creadas, pero deben existir auditorías del Tribunal Superior de Cuentas, «porque perciben dinero del público y el Estado». «El Congreso debe crear una entidad para concentrar esos asuntos, pues Honduras es el segundo país que presenta mayor discapacidad», indicó.

«Estas son organizaciones privadas que dicen ser sin fines de lucro, pero el gerente se pone un sueldo de 75 mil, 80, o 100 y ahí se va todo el presupuesto. Pueden ayudar a dos o tres, comprar una sillas de ruedas, pero se va más en salarios que en beneficios para los discapacitados», dijo el también médico forense.

Y es que una gran parte de las oenegés suelen utilizar cifras de organismos internacionales para presentar proyectos que, en teoría, deberían ser para apoyar a las personas con capacidades especiales, sin embargo, en la práctica los resultados son muy escasos a pesar que el Estado gasta hasta 500 millones de lempiras anuales.

Para citar ejemplos, un informe de la Organización Panamericana de la Salud, precisa «que las principales causas de discapacidad en el departamento de Francisco Morazán fueron en su mayoría de naturaleza prevenible: las causas relacionadas con nacimiento representaron una prevalencia de 13 por cada diez mil nacimientos, seguido de accidentes de tránsito con una prevalencia de 7 por cada diez mil habitantes y por último actos de violencia con una prevalencia de 4 por cada diez mil habitantes».

«Los trastornos mentales fueron la causa más frecuente de discapacidad en Francisco Morazán (30%), seguido de ceguera (19%), desfiguración/deformidad (16%) y sordera (15%). El porcentaje de personas con discapacidad que vivían en condiciones de pobreza en Francisco Morazán (64%) fue mayor que en la población general del Distrito Central (33%) y tres veces mayor a la población nacional (23%)», explica el informe.

Otro extremo aprovechado por estas organizaciones es que «el 77% de las personas con discapacidad reportaron que no cuentan con acceso a servicios de salud en Francisco Morazán, el 17% señalaron que acceden a servicios de salud público y el 3% reportó acceso a servicios de salud de ONGs o Fundaciones. Estos datos muestran la vulnerabilidad en los accesos de salud y una brecha socio-cultural que existe en la población».

https://www.facebook.com/confidencialhn/videos/2868767169811335/

Deja una respuesta

Top