Grupo de Lima rechaza toda acción que implique intervención militar en Venezuela

SANTIAGO DE CHILE, CHILE

(Spútnik) Los ministros de Exteriores del Grupo de Lima rechazaron en una declaración cualquier intento de resolver la crisis venezolana mediante una intervención militar extranjera.

Los cancilleres de 11 países del Grupo de Lima “rechazan cualquier amenaza o curso de acción que implique una intervención militar en Venezuela, condenan la injerencia extranjera en ese país y demandan el retiro inmediato de los servicios de inteligencia, seguridad y fuerzas militares que se han desplegado en ese país sin amparo en la Constitución venezolana”, dice el punto 8 de la declaración adoptada este lunes en la capital chilena.

Los países del Grupo de Lima “exhortan a la comunidad internacional a favorecer el proceso de transición y el restablecimiento de la democracia en Venezuela, especialmente a Rusia, China, Cuba y Turquía por el impacto negativo que su apoyo al régimen ilegítimo de (Nicolás) Maduro causa a nuestra región”.

Este lunes se reunieron en Chile los cancilleres y representantes diplomáticos de los países del Grupo de Lima para abordar la situación de Venezuela, criticando nuevamente el régimen del presidente Nicolás Maduro.

En primera instancia, los cancilleres se reunieron en la sede de Gobierno, el Palacio de La Moneda, con el presidente chileno Sebastián Piñera, y posteriormente se trasladaron al Hotel Sheraton en el sector oriente de la capital, donde sostuvieron un encuentro de cinco horas.

Al cabo de la reunión el canciller chileno Roberto Ampuero leyó la declaración final de 17 párrafos, cada uno con un llamado particular.

Algunos de los puntos son generales, como los que condenan la gestión de Maduro.

Otros contienen medidas específicas como la invitación a los países participantes del Grupo Internacional de Contacto por Venezuela, “como México, Uruguay y Bolivia, a profundizar el proceso de convergencia con el Grupo de Lima, para exigir el cese de la usurpación y la celebración de elecciones libres”.

Además se exhorta al secretario de la Organización de las Naciones Unidas, a la Asamblea General y al Consejo de Seguridad del foro mundial a que “tomen acciones para evitar el progresivo deterioro de la paz y la seguridad en Venezuela”.

Asimismo, se llama jugar un papel más activo en la crisis al Sistema Interamericano de Derechos Humanos; al Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, a la fiscal de la Corte Penal Internacional, al Banco Interamericano de Desarrollo y al Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos.

Por último, los cancilleres convocaron una Conferencia Internacional por la Democracia en Venezuela, haciendo un llamado a todos los países que “respaldan la democracia”, sin dar fecha de cuándo será el encuentro, y además, acordaron que la próxima reunión del Grupo de Lima será en Guatemala.

En la cumbre participaron los cancilleres de Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica y Perú, más los representantes diplomáticos de Guatemala, Guyana Honduras, Panamá, Paraguay, Santa Lucía, y representantes del autoproclamado presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó.

También estuvo presente Ecuador, miembro del Grupo de Contacto, como país observador.

Related

JOIN THE DISCUSSION