Estás aquí
Inicio > Nacional > La ONU insta a Honduras a ratificar Acuerdo de Escazú

La ONU insta a Honduras a ratificar Acuerdo de Escazú

TEGUCIGALPA, HONDURAS

La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Acnudh) instó este jueves a Honduras a ratificar el Acuerdo de Escazú, un instrumento regional sobre acceso a la información y justicia en asuntos ambientales.

El 22 de abril de 2021 entra en vigor del Acuerdo Regional sobre el Acceso a la Información, la Participación Pública y el Acceso a la Justicia en Asuntos Ambientales en América Latina y el Caribe, el Acuerdo de Escazú, primer tratado ambiental que contiene disposiciones específicas para la promoción y protección de las personas defensoras del medio ambiente.

La entrada en vigor del Acuerdo de Escazú es un relevante avance para la protección de quienes defienden el medio ambiente y la tierra, ya que América Latina es considerada como una de las regiones más peligrosas para su esencial trabajo.

En este sentido, la CIDH, su REDESCA y ONU Derechos Humanos saludan a los países que han ratificado este acuerdo, y alientan a los países que aún no lo han hecho a hacerlo prontamente e instan a todos los Estados de la región a desarrollar procesos participativos, mediante planes de acción nacionales, para su efectiva implementación.

La representante de la Acnudh en Honduras, Isabel Albaladejo, destacó, en un vídeo divulgado en la red social Twitter, la importancia de que el Estado hondureño «ratifique el Acuerdo de Escazú».

Hizo un llamamiento al Estado de Honduras para «adoptar un marco normativo institucional que asegure la participación equitativa y plena de la sociedad civil y las comunidades afectadas en las decisiones sobre proyectos empresariales desde una etapa temprana».

El tratado «es absolutamente pertinente y urgente en el contexto hondureño para hacer un compromiso real de cambio» , señaló.

El acuerdo se firmó el 4 de marzo de 2018 en la ciudad costarricense de Escazú y entró en vigor hoy en una decena de países, con motivo del Día Mundial de la Tierra.

Albaladejo exhortó a Honduras a «cumplir con su deber de proteger la vida y la integridad de las personas que defienden los derechos humanos y medio ambiente, cuya actividad tan legitima como necesaria debe desempeñarse de manera segura y efectiva».

Mencionó que el tratado es un «instrumento precursor tanto en materia de transparencia y acceso a la información, como por el componente de protección a las personas defensoras ambientales».

La representante de la ONU para los Derechos Humanos saludó a la sociedad civil que «alza la voz para la adhesión del Estado de Honduras al acuerdo regional sobre acceso a la información, participación pública y justicia en materia ambiental en América Latina y el Caribe, conocido como Acuerdo de Escazú».

Aseguró que el acuerdo «es único en su tipo y garantiza el derecho a participar en las decisiones, acceder a la información y a la justicia en materia ambiental, y la protección de las personas defensoras».

Albaladejo manifestó su «profundo reconocimiento» a los defensores del medio ambiente y a las comunidades indígenas y afrodescendientes.

«Reconocemos la importancia del rol que ejercen (los ambientalistas) en la democracia, a pesar de la situación de riesgo que corren en el desempeño de su labor en el país», aseveró.

Honduras es considerado uno de los países más peligrosos para los defensores del medio ambiente y de la tierra, según informes de Amnistía Internacional y la organización no gubernamental Global Witness.

Top