Estás aquí
Inicio > Nacional > «Lloran porque se les acaba el oxígeno…Voy a renunciar»: Médico narra sufrimiento de pacientes que atiende en el IHSS

«Lloran porque se les acaba el oxígeno…Voy a renunciar»: Médico narra sufrimiento de pacientes que atiende en el IHSS

TEGUCIGALPA, HONDURAS

«Lloran… No lloran por medicamentos, lloran porque se le acaba el oxígeno», este es el relato hecho por una doctora al quebrarse emocionalmente, al vivir en carne propia el sufrimiento de los pacientes que atiende en el hospital de especialidades del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), que opera en el capitalino barrio La Granja.

En una nota de voz que se viralizó en las redes sociales, la facultativa narró cómo ha tenido que redoblar esfuerzos para satisfacer las necesidades de los afectados, al extremo que se ha visto obligada a compartir óxígeno para evitar que fallezcan por insuficiencia respiratoria.

«Recibí pacientes sin oxígeno porque no hay», se escucha en el audio, al tiempo que asegura a su interlocutor que “no te puedo explicar lo que siento, lo que viví… Eugenia (su oyente) tuve pacientes sentados afuera saturando 70 por ciento porque no hay oxígeno (sic.)«.

Recordó que un estudiante de quinto año de medicina de la Universidad Católica tuvo que gastar más de ocho mil lempiras para comprar un cilindro de oxígeno para su padre «porque se estaba ahogando y yo no tenía qué darle».

La especialista sostiene en la conversación que le dijo a su jefe que «voy a renunciar, no puedo seguir así» porque no quiere ser señalada por los familiares de sus pacientes de ser incapaz de atenderlos de manera oportuna.

«Es tanta gente que no te das abasto… Ya no me siento enojada, no sé… Y cuando se mueren, pues se mueren, ¿y qué vas a hacer?», espetó.

«Esto esta terrible, el (médico) general y yo que estábamos ahí empezamos a orar hasta que le consiguieron oxígeno a una señora, fue raro porque no hubo solución», reveló.

Por ratos, la doctora rompe en llanto y reclama que sus colegas «que coman mierda, ¡que coman mierda…! No es justo que los internistas coman mierda y todos estén tranquilos».

La internista explicó que halló en su turno a una señora parecida a su madre y «cada vez que me acuerdo (de ella) lloro… Lloran, no lloran por medicamentos estrafalarios (o caros), lloran porque se le acaba el oxígeno».

«Cuídense mucho, por favor. Me partiría el alma ver a alguien que quiero ahí porque yo sé cómo están las cosas», dice entre sollozos.

Las salas de atención del IHSS se han visto atestadas en los últimos días por el aumento de casos del nuevo coronavirus SARS CoV2, por lo que se han visto obligados a habilitar cubículos de ortopedia para acomodar a los afectados, según imágenes.

Médicos especialistas advirtieron que la capacidad de atención en el hospital de especialidades está por colapsar, por lo que se han visto obligados a instalar más camas para evacuar a los posibles portadores de la pandemia.

Top