Estás aquí
Inicio > Nacional > Mandan a cárcel de Támara a exdirectivos del Seguro Social

Mandan a cárcel de Támara a exdirectivos del Seguro Social

TEGUCIGALPA, HONDURAS

Los Tribunales en Materia de Corrupción determinaron la noche del martes dictarle detención judicial a diez señalados de participar en la trama “Licitación Fraudulenta del Seguro Social” revelada por la Misión de Apoyo Contra la Corrupción e Impunidad en Honduras (MACCIH).

Tras una extensa audiencia, el portavoz del Poder Judicial Carlos Silva notificó que la medida será cumplida en la Penitenciaría Nacional Marco Aurelio Soto en la aldea de Támara y detalló que la audiencia inicial se realizará el jueves 6 de diciembre a la una de la tarde.

“Las partes procesales ya fueron notificadas,  se ha explicado en la lectura de la resolución que se adoptó la determinación para garantizar su presencia en la siguiente etapa procesal  y evitar una posible obstrucción de la investigación”, relató Silva.

En ese sentido los que serán trasladados a la cárcel en mención son Luis Alonzo Mayorga, , José Humberto Lara, José Manuel Rodríguez, Oscar Arnaldo Carranza,  Fabricio Valentín Vásquez, Armando Villatoro, Samuel Benjamín Bogran y Oscar Galeano Florentino.

Por su parte Carlos Montes Rodríguez y Javier Rodolfo Pastor seguirán recluidos en el batallón.

En cuanto a Leonardo Villeda Bermúdez, su defensa  a través de un recurso de reposición para presentar una constancia médica nueva, logró conseguirle arresto domiciliario.

A los mencionados se les imputa el delito de fraude, abuso de autoridad y violación a los deberes de los funcionarios, cabe mencionar que de los 12 señalados solo 11 recibieron medidas ya que el sindicalista Hilario Espinoza se encuentra prófugo.

A través de un comunicado, la Misión enviada por la OEA detalló que los implicados participaron en la sobrevaloración de equipo médico para “favorecer” a la empresa Distribuidora Metropolitana Dimesa.

En las declaraciones vertidas por el jefe de la MACCIH, Luiz Guimaraes, la adquisición “que nunca debió realizarse”—ya que no existía necesidad del IHSS para adquirir los equipos médicos, costó más de 118 millones de dólares, es decir unos dos mil millones de lempiras.

Deja una respuesta

Top