HomeEditorialOpinionMaradiaga: Déjese de milongas y estupideces

Maradiaga: Déjese de milongas y estupideces

(Por La Cigüeña de la Torre*) Usted tiene tres problemas graves. Que serán ciertos o no. Y tiene que resolverlos usted. No apelando a sicarios de no se sabe quien.

¿Su obispo auxiliar Pineda fue un depredador sexual o no? Si no lo fue, usted no encubrió nada pero si lo fue usted es un encubridor de mierda. Y si alguien le encubre a usted, también.

Como ve todo va en condicional. En el caso de que… Pero su palabra no vale nada. Es necesaria una investigación seria que acredite que la conducta de Pineda fue inobjetable. Aunque Francisco le haya aceptado la renuncia anticipada no es precisamente en su favor.

Ni en el de Pineda ni en el suyo. Y más en días en los que estaba el auxiliar tan en el “candelabro”.

Luego está lo de su Seminario que según dicen algunos es un nido de maricones. ¿Otro sicario? ¿El mismo? ¿Cuarenta y cinco sicarios? Pues otra investigación seria se impone.

Y si de eso no hay nada usted no encubre nada pero si lo hay volvería a ser, caso que lo de Pineda se confirmara, nuevamente un encubridor de mierda. Bis. Y si alguien sigue encubriéndole a usted pues… qué quiere que le diga.

Por último está lo de los dineros. Que también debería aclarar, con la Universidad, la mujer del embajador… Aunque estando yo bastante despegado de esas cuestiones, tal vez por poder vivir sin derroches pero sin necesidad, sea a lo que le doy menos importancia aunque la tiene.

Usted está muy comprometido y además compromete gravemente al Papa. Por eso debería dejar clarísimo, si puede, que no está implicado en nada de lo que se le acusa. Y eso no se consigue diciendo que es cosa de un sicario. Y aunque fuese un sicario, ¿es verdad o no? Pero con pruebas. Hoy su palabra vale poquísimo. Y tal vez exagere en el valor.

* Bloguera del portal digital Infovaticana. 

FOLLOW US ON:
Niño hondureño de
El Confidente
Rate This Article:
NO COMMENTS

LEAVE A COMMENT