Estás aquí
Inicio > Internacional > Partido de Lula da Silva y Tribunal Supremo de Brasil se enfrentan por posible detención

Partido de Lula da Silva y Tribunal Supremo de Brasil se enfrentan por posible detención

RÍO DE JANEIRO, BRASIL

(Spútnik) El Partido de los Trabajadores y el Tribunal Supremo Federal cruzaron acusaciones sobre la posibilidad de que el líder político vaya a la cárcel, dado que la presidenta del órgano judicial, Carmen Lúcia, afirmó no tener intención de cambiar la norma que permite detenciones después de una condena en segunda instancia.

«No creo que un caso específico (el de Lula da Silva) generase una votación diferente; eso realmente sería disminuir al Supremo», dijo la noche del lunes Carmen Lúcia en un evento promovido por la página web «Poder 360» en Brasilia, según recogió este martes el diario Folha de Sao Paulo.

El líder del PT fue condenado en segunda instancia por el Tribunal Regional Federal de la 4ª Región a 12 años y un mes de cárcel por presuntos delitos de corrupción, y una decisión del Supremo de 2016 establece que ser condenado en segunda instancia es requisito suficiente para ser preso.

Sin embargo, en los últimos días creció la presión para que los magistrados del Supremo vuelvan a deliberar sobre el asunto y establezcan que una eventual prisión sólo podría darse después de la luz verde del Tribunal Superior de Justicia.

Esta es la hipótesis que defienden los simpatizantes de Lula da Silva, dado que ayudaría a ganar tiempo de cara a las elecciones de octubre, pero la presidenta del Supremo dijo que no conversó de este asunto con sus colegas jueces y que ella no tiene intención de proponer que se vote de nuevo la regla.

La presidenta del máximo órgano judicial del país considera «pacificado» el entendimiento del Supremo sobre la aplicación de la Ley de la «Ficha Limpa», que convierte en inelegible en unas elecciones a condenados en segunda instancia (el caso del expresidente Lula da Silva).

En cualquier caso, la decisión final sobre si el exmandatario podrá o no concurrir a las elecciones de octubre la tomará el Tribunal Superior Electoral (TSE) a partir de agosto, cuando tiene lugar el registro oficial de las candidaturas.

Las palabras de Lúcia al descartar cambiar de opinión causaron malestar en el PT; uno de los primeros en reaccionar fue el diputado Wadih Damous, que criticó duramente el papel de los magistrados del Supremo en su cuenta personal de Twitter.

«Lo que disminuyó al Supremo fue la connivencia con el «golpe» (en referencia al «impeachment» contra la expresidenta Dilma Rousseff) y haberse convertido en el enterrador de la Constitución y no en su guardián», criticó.

También lamentó que algunos de sus magistrados actúan «como el departamento jurídico de la Globo», en referencia a la mayor cadena de televisión del país, a quien el PT y el entorno de Lula acusan de perseguir de forma desmesurada al expresidente para evitar que vuelva a la presidencia.

A pesar de la condena contra Lula su partido lo presentó oficialmente como pre-candidato a las elecciones y asegura que no cuenta con un plan B en caso de que sea apartado de la carrera electoral porque confían plenamente en su inocencia y por tanto en su absolución en los estamentos jurídicos superiores.

Deja una respuesta

Top