HomeExclusivasPoderosas mafias médicas secuestran el sistema hospitalario de Honduras

Poderosas mafias médicas secuestran el sistema hospitalario de Honduras

TEGUCIGALPA, HONDURAS

Una mafia dirigida por médicos, enfermeras, personal auxiliar y compinches ha tomado por asalto el sistema sanitario de Honduras.

Esta mafia médica opera en varios hospitales estatales y aprovechan la falta de supervisión de la Secretaría de Salud y el proceso de privatización para instalar sus inmorales negocios a costa de los pocos recursos que puede pagar la población por un servicio médico digno y de calidad.

Los insumos que requiere un paciente para ser atendido o sometido a intervenciones quirúrgicas deben ser comprados “a la casa proveedora” que indique el galeno, en complicidad con personas y negocios que funcionan afuera de los hospitales.

En consecuencia, las ganancias son jugosas, tanto para el médico y quienes están confabulados en el jugoso negocio; quien no tenga el dinero para apaciguar o curar la dolencia del paciente, deberá asumir las consecuencias.

Denuncias hechas a este periódico por pacientes reafirma la existencia de una mafia jefeada por galenos de dudosa reputación, quienes presionan a sus pacientes para que les compren insumos en el desesperado afán por salvar la vida del ser querido.

PACIENTES4

En el caso del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), el panorama es desalentador: “Existe negocio en ortopedia del Seguro Social.  Si el paciente no tiene dinero para comprar el clavo o la platina, lo operan hasta que les dé la gana y si tiene dinero, rapidito le cae la gente que vende los clavos y las platinas, esta gente entran y salen de las salas como pedro en su casa, hasta al quirófano entran, es increíble.

MAFIAS CONTROLAN EL IHSS. El denunciante que pidió el anonimato por temor a represalias, explicó a ConfidencialHN que ha observado casos en los que el paciente, a los pocos minutos de haber salido de consulta con médico, es asediado por vendedores de insumos a fin de alcanzar un trato y que se cumpla a pie juntillas la orden del tratante, a fin de “evitar problemas”.

Las mafias están consolidadas en entidades como el IHSS, donde cierto personal maneja a la perfección el “negocio”,  ante el colapso que padece el hospital, aprovechan cualquier falencia o escasez de equipos e insumos para llenarse de dinero a costa de los pacientes.

“En el IHSS de San Pedro Sula hay una mafia muy bien organizada. Fuimos con un amigo a comprar todos los insumos para una cirugía de rodilla y nos dieron la dirección de manera verbal. Fuimos a una casa en el barrio Río de Piedras que opera como bodega de zapatos; ahí fuimos a traer todos los suministros y no nos dieron factura”, contó un denunciante.

Luego de haber comprado las piezas para la cirugía, añadió, uno de los vendedores le dijo que el producto se lo harían llegar al galeno. “Es increíble, pero así operan las mafias en el Seguro Social de San Pedro Sula”, sentenció.

PACIENTES3

Si la persona no tiene el dinero o si no comprende un poco “el trámite”, puede esperar varios días para ser intervenido quirúrgicamente, con el riesgo que la enfermedad o trauma puede agravarse por la presencia de bacterias que se volvieron resistentes a cualquier antídoto.

El hondureño Adán Pineda fue víctima de la negligencia de quienes lo trataron en el IHSS y ya no vive para contarlo. Una bacteria agresiva se introdujo a través de una fractura expuesta y que contrajo durante los seis días que permaneció en observación.

“Mi hermano solo entro por una simple quebradura en su pierna, y hoy lo estamos recogiendo en la morgue, después de seis días murió por una bacteria que supuestamente él la traía desde el lugar del accidente, pero él la adquirió en el IHSS por pura negligencia”, manifestó un familiar a este medio.

Otros de los denunciantes comentó que sus dos hermanas sufrieron lesiones en sus extremidades,  “pero deben esperar de seis a diez días para que sean intervenidas y eso es crítico”.

Asimismo, se han denunciado casos en los cuales se han reutilizado clavos, platinas, varillas y otros estabilizadores de extremidades que utilizó un paciente y que le fueron retirados durante una operación. A pesar que las piezas ortopédicas son metálicas y se pueden esterilizar, no significan una garantía que puedan tener virus letales en su superficie, por lo que eleva el riesgo de una enfermedad infecto contagiosa.

PACIENTES1

NEGLIGENCIA A GRANEL. Al igual que en el hospital del IHSS, en el Hospital Escuela Universitario (HEU) y otros centros asistenciales afloran las mismas denuncias, con los mismos resultados.

Por ejemplo, un familiar de un paciente que se encuentra en observación denunció el hacinamiento en varias salas de atención que, en el peor de los casos, hasta colapsa la capacidad de atención simultánea de pacientes.

En tanto, uno de los médicos que laboran en el HEU aseguró que “en la sala de ortopedia hay 40 camas para unos 120 pacientes fracturados o esperando cirugía. Algunos están en los pasillos en camillas y sólo operan nueve pacientes por semana porque no hay cupo en los quirófanos”.

Lamentó que los médicos no denuncien por temor a ser castigados o despedidos; añadió que en pediatría hay hasta tres niños en cada cama “y es un hacinamiento horrible. Los médicos hacen lo que pueden medicina interna y en cirugía el espacio es peor. Se supone que es para 40 personas y hay hasta 200 hospitalizadas y el personal no se da abasto”.

Las camillas brillan por su ausencia y cuando el familiar necesita trasladar al paciente para que sea tratado, se las debe ingeniar para conseguir una camilla, aunque sea en la morgue del centro hospitalario.

En el HEU “no se encuentra una camilla desocupada. He visto casos en repetidas ocasiones que hay un cadáver en una camilla en la morgue y hay hasta tres familiares de otros pacientes esperando qué lo reclamen para poder utilizarla”.

Para controlar esos incidentes, el denunciante explicó, que las autoridades hospitalarias han optado por militarizar las zonas “más comprometedoras” a fin que nadie pueda grabar, mucho menos los comunicadores.

POST TAGS:
FOLLOW US ON:
Gremio Magisterial h
Walter Banegas se re
Rate This Article:
NO COMMENTS

LEAVE A COMMENT