HomePolíticaSondeo: Por ahora, Nasralla aventaja seis puntos al candidato presidente

Sondeo: Por ahora, Nasralla aventaja seis puntos al candidato presidente

TEGUCIGALPA, HONDURAS 

En la segunda ronda de sondeos hecha por Radio Globo y ConfidencialHN colocan a Salvador Nasralla como el favorito para ganar las elecciones generales de noviembre próximo, aunque el abstencionismo seguirá siendo alto.

En estas mediciones, el candidato de la Alianza Opositora, tiene una diferencia entre tres y seis puntos respecto al candidato nacionalista Juan Orlando Hernández y existe la opción que esta tendencia pueda ampliarse en la medida que transcurra la campaña política.

Por su parte, Luis Zelaya y el Partido Liberal ya comienzan a quedarse demasiado lejos de las preferencias del público, por lo que no está preparada para sostener una dura contienda ante Nasralla y Hernández.

El Partido Anticorrupción (Pac), dirigido por la parlamentaria Marlene Alvarenga, no logra arrancar simpatías y no es una verdadera amenaza para las tres principales fuerzas políticas que buscan agenciarse el triunfo durante este proceso que deberá finalizar la última semana de noviembre.

Los resultados de la segunda ronda efectuada ayer, revelan que, de las personas que irán a votar, el presentador de televisión lidera en la intención de voto con el 24 por ciento, mientras que Hernández, su enconado rival, tiene un 19 por ciento. En el caso de Luis Zelaya, considerado outsider por los analistas políticos, apenas recoge un tres por ciento de preferencias de la población que está apta para ejercer el sufragio.

En el total consolidado, el actual presidente del partido rojiblanco no logra acercarse a sus rivales y, si las elecciones se efectuaran hoy, sería el mayor perjudicado.

En los resultados que se presentan en el segundo corte y con una muestra de 256 personas, la abstención sigue siendo alta, ya que en la escala de intención de voto general el 32 por ciento de los consultados está convencido que no votará, frente a un 21 por ciento que está indeciso, para un total del 54 por ciento.

En tanto, los resultados globales, de un total de 480 personas, benefician al candidato de la Alianza con un 33 por ciento. En cambio, el oficialista Hernández se queda con un 27 por ciento y Luis Zelaya en el tercer puesto con cuatro puntos porcentuales.

Los demás candidatos se quedaron con el uno por ciento, de acuerdo a datos que fueron verificados por ambos medios durante la encuesta que se realizó en terminales de autobuses, mercados populares y barrios en la capital de Honduras.

Al hacer un conteo total de las personas que aún no saben por quién votarán, llegan al 35 por ciento. Esta masa crítica de indecisos es la que determinará quién será el próximo presidente de Honduras. Desde luego, en un escenario de elecciones transparentes y sin manipulación del partido en el gobierno, podría beneficiar a Nasralla, ya que el actual presidente ha ido generando anticuerpos por sus medidas que han empobrecido a la población.

En la categoría de quiénes votarán, el 68 por ciento dijo que irá a las urnas, mientras que el 32 restante no mostraron intención de atender el llamado que realizó en agosto anterior el Tribunal Supremo Electoral (TSE) para ir a los comicios. Dentro de la subescala, se hallaron datos de votantes como «todos son pícaros, ladrones y corruptos y no voy a votar por ellos» y «ninguno de ellos me da de comer», por lo que demuestra el rechazo del votante hacia la clase política.

Asimismo, manifiesta la inconformidad de este segmento que podría ser, en un extraordinario caso, determinante para dar el triunfo o, al menos, mantener una tendencia que fuera imposible para el candidato que estuviera en segundo lugar; también refleja que las promesas que en su momento asumieron los aspirantes y no cumplieron, son proclives a ser repudiadas por amplios grupos sociales, en particular, por la clase baja.

Este sondeo vuelve a reafirmar muestra una polarización de las tendencias entre los electores por dos fuerzas políticas: la Alianza Opositora que lleva como candidato a Nasralla y el Partido Nacional, cuyo abanderado el actual presidente, quien aprovechó un cuestionado fallo judicial para presentarse como aspirante a la reelección.

Por ahora, Nasralla, se posiciona en el electorado aunque la tendencia podría variar en la medida que se acerquen las elecciones del 26 de noviembre y lo podrían beneficiar o, en el peor de los casos, resultaría con una aplastante victoria para el actual candidato presidente, ya que está movilizando toda su estructura institucional y partidaria para salir vencedor.

 

También queda claro que los demás partidos apéndices como Democracia Cristiana, Unificación Democrática, Vamos, Faper y otros no tendrán influencia para que exista un dramático cambio que pudiera definir una elección.

Sobre la preferencia del elector a cruzar, marcar con una línea o aplicar el voto en plancha, se impuso el razonamiento de las personas a escoger sus mejores candidatos.

El 57 por ciento de los consultados afirmaron que tienen intención de cruzar su voto en la planilla de los diputados, mientras que el 40 por ciento dijo que lo harán en plancha o colocar 23 marcas a sus diputados por Francisco Morazán y el restante tres por ciento por ciento o nueve personas señalaron que lo harán en línea.

En las dos mediciones se deja claro que los hondureños no están dispuestos a seguir «línea de partido» a la hora de acudir a las urnas a seleccionar quiénes lo representarán en el Congreso Nacional. Otros, en cambio, aseguraron, no irán a las elecciones y este segmento llega, por ahora, al 48 por ciento.

Con relación al voto en plancha o en raya, se demuestra que han fracasado las sendas campañas que llevan a cabo los partidos Nacional, Liberal y Libertad y Refundación (Libre) por convencer al electorado que vote por todos sus candidatos; al menos, se interpreta que el votante ve esas prácticas como antidemocráticas.

Los sondeos del 29 de septiembre y 2 de octubre dejan claro que la tarea que deben afrontar el candidato de la Alianza y el oficialismo es convencer a quienes no votarán y no saben por quién elegir, ya que son el 60 por ciento de la población que, de acuerdo a consultas con expertos en política, podrían superar antes del 26 de noviembre la barrera del 65 por ciento de abstención.

 

FOLLOW US ON:
Atraco a camión de
Detienen al vicepres
Rate This Article:
NO COMMENTS

LEAVE A COMMENT