Friday, Dec 13, 2019
HomeExclusivas“Su tiempo para ayudar está expirando”: Desde este teléfono chantajea agente de la DEA

“Su tiempo para ayudar está expirando”: Desde este teléfono chantajea agente de la DEA

TEGUCIGALPA, HONDURAS

El funcionario de la agencia antidrogas de EE.UU. (DEA), de apellido Matthews, permaneció en la víspera del áspero interrogatorio con el oficial de las FFAA de Honduras, Santos Rodríguez Orellana, en intensas conversaciones a través del sistema de mensajería WhatsApp, para obtener datos sobre el supuesto atentado que recibiría el embajador James Nealon.

ConfidencialHN pudo comprobar que el teléfono 504 9450-4361, de hecho, está asignado al agente antidrogas norteamericano y, asimismo, reafirma la autenticidad de las capturas de imagen con la conversación sostenida con el oficial que se encuentra en la lista de extraditables.

Matthews, con marcado acento estadounidense, presionó a su interlocutor para que proporcionara contactos de Fredy Mármol, Wilter Blanco, Roberto de Jesús Soto y supuestos contactos en Venezuela. “Cuando usted habla con la gente…esa gente habla con nosotros”, le contó Matthews al oficial Rodríguez Orellana.

El militar recluido en una unidad del Ejército de Honduras estuvo en 2014 bajo las órdenes de coronel José Regalado Tábora, jefe la fuerza de tarea “Policarpo Paz García”  y, el 28 de agosto de ese año, hubo un operativo en el que se decomisó armas de grueso calibre un grupo de la etnia misquita, en la que se encontraba José Nahúm Duarte Linares, con identidad 0902-2006-00007, siendo arrestado en esa fecha.

24 horas después de la captura, Duarte Linares fue dejado en libertad a falta de pruebas en su contra en el operativo que fue dirigido por Regalado Tábora. Información de primera mano comprueba que el jefe militar no entregó las armas  como evidencia contra el imputado, quien forma parte de uno de los cárteles de la droga que opera en la región atlántica de Honduras.

El coronel, quien hoy ocupa un cargo administrativo en el Ejército, fue el jefe de la operación y responsable de haber trasladado al supuesto narcotraficante en un helicóptero y a los que fueron aprehendidos en el operativo.

El resto de los sospechosos fueron dejados en libertad y Duarte Linares determinó proceder judicialmente contra los militares Santos Rodríguez Orellana y René Eliud Mateo Mejía por allanamiento de morada y violación de los deberes de los funcionarios.

El pasado 22 de septiembre, ambos militares recibieron sobreseimiento provisional al no hallar indicios que permitieran la continuidad del proceso judicial por el incidente en el que estuvieron involucrados.

¿Por qué el coronel Regalado Tábora no aportó las pruebas que incriminaban al miembro del cártel que trasladó en el helicóptero de las FFAA? ¿Qué motivó al jefe militar a pasar por alto que el miembro capturado es un operador de las mafias del narcotráfico que tienen sus bases en regiones inhóspitas?

Mientras tanto, el coronel es el jefe de personal en el Estado Mayor Conjunto de las FFAA y José Nahúm Duarte Linares sigue en libertad porque jamás pudo avanzar el proceso judicial en su contra por la posesión ilegal de armas de grueso calibre y prohibidos por la legislación nacional.

 

Dos años y dos meses después de ese operativo, estaban al teléfono el estadounidense y Santos Rodríguez Orellana, quien alegó ser presionado para que testificara contra el hermano del presidente Juan Orlando Hernández.

“Mire Mateo, pregúntele al general (exjefe policial Ramón) Sabillón de dónde sale toda esa información de ese plan de ataque (contra el embajador de EE.UU., James Nealon)”.

“No es posible que ustedes crean que hay un plan de ataque y que Tony, Soto y Wilter estén pagándome…saben que Tony es hermano del presidente, ¿por qué no le preguntan si él es figura pública”, recriminaba el oficial en la plática.

Al otro lado de la línea le explicaba el interlocutor que “si no quiere ayudar, ok. Muy fácil, pero su tiempo para ayudar se está expirando. Sin duda tiene fuentes”.

Los jefes de la DEA “no creen”, añadió el miembro. “Pero si usted dice la verdad, su nombre no se publicará”, le aconsejó Matthews al miembro de las fuerzas especiales de Honduras.

En las próximas imágenes que usted observará, se enterará el porqué EE.UU. y su agencia antidrogas está empecinado en desarticular poderosos cárteles del narcotráfico y, a juzgar por las pláticas sostenidas por ambas partes, con fuertes conexiones políticas y militares.

EE.UU. está molesto por la negligencia del sistema judicial, investigación e inteligencia de Honduras por demostrar indiferencia en el combate a la criminalidad organizada.

Casos como del coronel Tábora y el supuesto miembro del cártel Duarte Linares son, entre tantas, acciones que le han hecho perder la paciencia y ha optado por actuar de manera autónoma, sin importar la institucionalidad en la que ya no creen, según los mensajes que envió Matthews a Santos Rodríguez Orellana.

“Los jefes de mi gobierno están muy enojados”, indicó en uno de los mensajes el agente de la DEA.

POST TAGS:
FOLLOW US ON:
Piden al Estado de H
“El Estado de Hond
Rate This Article:
1 COMMENT
  • avilio garcia / 20 octubre, 2016

    los felicito es un medio muy pero muy importante para decir la verdad, que dios los guarde siempre.

LEAVE A COMMENT